«Lady Vaig donar», «Rocío Jurat» o «Maradona i Vaig Pelar»: la penosa traducción automática del Levante-EMV

Hace un tiempo, el periódico valenciano Levante-El Mercantil Valenciano anunció su versión en valenciano. Los primeros aplausos de gente que veía en esta nueva opción una buena noticia para la promoción lingüística del valenciano enseguida se convirtieron en risas, enfados y mucha vergüenza.

El diario empezó a publicar sus noticias traducidas a valenciano con una herramienta de traducción automática a pelo, sin revisión humana. Las perlas no pararon (y no paran) de salir, hasta tal punto que hay quienes, como la página de parodia Aixeque-EMV, hacen recopilatorio diario.

Recuperamos algunas de las «mejores» traducciones automáticas del Levante. Reír por no llorar.

El traductor automático del Levante convirtiendo a «Lady Di» en «Lady Vaig donar» (que viene siendo el pretérito perfecto simple de la primera persona del singular del verbo «dar» en valenciano) sí que es digno de todo un episodio de Cuarto Milenio.

Qué bonita es la paz entre los mitos del fútbol mundial, aunque luego critiquen a las nuevas hornadas. Esperaremos a ver si contesta Messi algún día a «Vaig pelar».

Entre traducir «mango» entendiéndolo como sustantivo o como verbo, el traductor automático del Levante entendió que lo que más sonaba a paella (por lo de «coger la paella por el mango», que es una expresión que se usa en valenciano) sería lo correcte. Que alguien lo revise y vea que es la marca de ropa, imposible.

La Coca-Cola ya no está de moda. Ahora la felicidad es combinar el ron con «coca-cua».

¡Por fin alguien piensa en los niños! Parece que la fiebre del emprendimiento se está implantando ya en las guarderías.

En Valencia tuvieron unos 80-90 muy especiales, con su ruta Destroy y su propio cubo de Rubik: el «Poal de Rubik».

En la «Comic-Amb», ¿los de Marvel por fin desvelarán que Batman tiene el murciélago como símbolo por que es valenciano?

El colmo de la traducción automática del Levante-EMV es cuando la noticia original también está en valenciano y la traducción al mismo idioma sale mal. No les hacen falta cuentas como @Aixeque_EMV, ya son una parodia de ellos mismos.

Este caso, que está bien saber tomar a risa, debe hacernos reflexionar seriamente. Es imprescindible que, al igual que no se duda de la necesidad de tener periodistas profesionales para generar noticias o publicitarios con carrera para trabajar la comunicación corporativa, sea condición sine qua non para empresas de todo tipo e instituciones contar con servicios de traducción profesional. En el caso de un medio de comunicación, esto solo hace que dañar la credibilidad del diario, así como enfadar a los valencianoparlantes, ya que el servicio ofrecido no llega a los mínimos de calidad.

¿Significa esto que tenemos que demonizar la traducción automática? En los últimos meses está cobrando fuerza el fenómeno de la posedición. Muchas empresas prefieren ahorrarse unos eurillos contratando a un profesional de la posedición y no de la traducción. El Levante-EMV podría haber sido uno de estos pioneros, pero ha confiado más de la cuenta en la inteligencia de las máquinas. Todos los ejemplos que hemos puesto -y os aseguramos que es solamente una pequeña muestra- tienen errores en los titulares, lo que demuestra tal dejadez que da hasta vértigo meterse en el contenido.

Muchos traductores admitimos que nos hemos servido de la traducción automática para ayudarnos en nuestro trabajo. Tenemos que ser conscientes de hasta dónde pueden llegar estas máquinas, y solo entonces podremos beneficiarnos de su uso. A veces, podemos encontrarnos con texto aislado en idiomas que no trabajamos. En este caso, una traducción automática nos puede guiar hasta el sentido o la idea general y podemos servirnos de ello para hacer nuestra propuesta de traducción.

Que no, oye. Que no nos vamos a quedar sin trabajo.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *