Esta página web utiliza cookies para analizar de forma anónima y estadística el uso que haces de la web, mejorar los contenidos y tu experiencia de navegación. Para más información accede a la Política de Cookies.

Si no pulsas ninguna opción no se utilizará ninguna cookie y volveremos a preguntarte cuando accedas de nuevo a la web.

Aceptar Rechazar

Subtitulado

La traducción de canciones: cómo se hace

Toda traductora audiovisual debería enfrentarse al menos una vez en la vida a la traducción de un musical. Es un género fascinante y muy exigente donde hay que combinar las estrategias habituales de traducción con conocimientos de métrica y lírica, sensibilidad, creatividad y, cómo no, ritmo. Desde nuestro blog te desvelamos todo lo que debes saber sobre la traducción de canciones.

Cuando nos encargaron la traducción para doblaje y subtitulado de Annette, todavía no sabíamos el reto que teníamos ante nosotras. Sabíamos que era la nueva película de Leos Carax, a quien recordábamos por haber dirigido la lisérgica Holy Motors, y que sus protagonistas eran Marion Cotillard y Adam Driver. Nos quedamos bastante locas al ver que se trataba de un musical, y que, además, no era un musical al uso. 

 

Antes de meternos en harina, vimos la peli y nos reunimos con el ajustador y director del doblaje: el reto al que se enfrentaba él también lo iba a hacer sudar. Como muchas sabéis, en la mayoría de los musicales actuales, las canciones se subtitulan en vez de doblarse, pero en Annette, a veces los versos se entrelazaban con diálogos. Decidimos que traduciríamos para doblaje todas las canciones y luego ya se decidiría qué doblar y qué no. 

 

Afortunadamente, tuvimos un buen plazo para esta peli. Fueron unas semanas de verano, no os engañamos, muy divertidas. Las canciones de Sparks para Annette son adictivas, y a Bego se le pegaron tanto que las rimas le salían solas. En la revisión, Rocío aún pulió algo el trabajo, pero nuestro as bajo la manga era Elia, nuestra compañera traductora, poeta y letrista que le puso el lazo a un trabajo del que estamos profundamente orgullosas.

 

La traducción de musicales es un tipo de traducción audiovisual que merece una categoría distinta. Requiere una mayor sensibilidad, conocimientos de ritmo, métrica, análisis musicológico y una gran riqueza lingüística para poder transmitir el mensaje o la idea pero con un extra de restricciones. Si la sincronía temporal o la labial en doblaje, y la limitación de tiempo y caracteres en subtitulado ya nos dificultan la tarea, añádele una pizca de rima y unas gotas de ritmo y verás el encaje de bolillos.

 

Así, la traducción no solo debe adaptarse a los requisitos del idioma, sino que también debe responder a los elementos propios del lenguaje musical. En la mayoría de los casos se opta por hacer adaptaciones y versiones de las canciones y no traducir meramente la idea. El objetivo es conseguir que la letra se pueda cantar siguiendo el ritmo. Inténtalo con los subtítulos de Annette y te llevarás una gran sorpresa.

 

Cómo ajustar las sílabas a las notas y tiempos

Este es el gran reto al que se enfrenta toda traductora de un musical. Para ello, debes tener en cuenta el fraseo de la melodía. Así conseguirás que el texto se adapte al ritmo y a la entonación. ¿Cómo puedes hacerlo? Hay diferentes métodos:

- Puedes respetar el número de sílabas presentes en el texto original y sus respectivos acentos.

- Puedes respetar el número de sílabas pero no los acentos lingüísticos del texto original.

- Sin alterar la melodía, puedes cambiar las sílabas en número y en duración.

- Puedes incluir silencios y emplear menos sílabas.

- Puedes viciarte muchísimo a las canciones de tu peli y que las rimas te salgan solas.

 

Por otro lado, tenemos la traducción de canciones. Y diréis: "Pero ¿no es lo mismo?", y no. En un musical, las canciones son fundamentales en la trama y en el conjunto del film. Pero en una película de otro género también puede sonar una canción que tenga relevancia en la trama y deberemos subtitularla. En estos casos, la traductora no tiene la obligación de hacer que las líneas rimen ni que cumplan con criterios métricos. Pero, ay, ¡cómo cuesta no intentarlo y qué bien queda cuando lo consigues!

 

Un subgénero en el que nos vamos a encontrar muchísimas canciones es el de los largos documentales sobre música. En esta situación nos hemos visto ya infinidad de veces, ya que, por lo que sea, o porque a nuestros clientes les gusta mucho la música, hemos traducido muchísimos largometrajes sobre artistas referentes en el mundo de la música a quienes, además, admiramos muchísimo. 

 

Por bbo han pasado cantidad de musicales, películas con canciones y largometrajes sobre artistas.  Ahí van unos cuantos ejemplos.

Annette

Francia

Dirección: Leos Carax

Género: musical

Traduce y subtitula: Begoña Ballester-Olmos

 

Annette es una reflexión sobre la vida del cineasta francés Leos Carax. En el film, Henry es un monologuista cómico y genio del stand-up comedy que tiene que enfrentarse a la pérdida de su esposa, Ann, una famosa diva de la ópera internacional. Pero no está solo: su hija de 2 años, una niña misteriosa con un destino excepcional, le acompaña.

God help the girl

Reino Unido

Dirección: Stuart Murdoch

Género: musical

Traduce y subtitula: Begoña Ballester-Olmos

 

Escrita y dirigida por Stuart Murdoch, el vocalista del grupo Belle & Sebastian, es mucho más que una historia de jóvenes que luchan por conseguir sus sueños. La joven Eve está ingresada en un hospital de salud mental y pasa el tiempo escribiendo canciones para superar sus problemas emocionales. Un día conoce a James y a Cassie, dos músicos que, al igual que ella, quieren algo más de la vida.

20 000 días en la tierra 

Reino Unido

Dirección: Jane Pollard, Iain Forsyth

Género: documental musical

Traduce y subtitula: Begoña Ballester-Olmos

 

Nick Cave, el carismático líder de los Bad Seeds y Grinderman, protagoniza este documental musical. La obra combina biografía con partes de ficción para ahondar en los sentimientos del cantante. Te engancha tanto si eres fan de Nick Cave como si no. Incluye simpático cameo de Kylie Minogue hablando sobre sus muñecos de cera exhibidos por el mundo.

A dog called Money

Irlanda

Dirección: Seamus Murphy

Género: documental musical

Traduce y subtitula: Rocío Broseta

 

Este documental muestra el proceso creativo de la cantante británica PJ Harvey, pero sin despojarla de su aura enigmática. Todo empieza durante sus viajes a través de Kabul, Kosovo y Washington en busca de inspiración. En ellos, la solista se empapa de la realidad y recopila el material que más tarde convertirá en su siguiente álbum en su estudio de Londres. Es la primera vez que podemos observar sus grabaciones.

Oasic: Supersonic

Reino Unido

Dirección: Mat Whitecross

Género: documental musical

Traduce y subtitula: Victor Ortuño

 

Relata el camino que recorre desde sus inicios la legendaria banda británica Oasis, compuesta por los hermanos Liam y Noel Gallagher, dos jóvenes de Manchester con una vehemente y arrolladora personalidad, que en los 90 logran definir el estilo de toda una era.

En este documental musical podrás ver desde el pequeño sótano donde comenzaron hasta sus conciertos en grandes escenarios del mundo y su relación con las drogas, sus míticas peleas y sus controvertidas opiniones sobre la vida y la música.

Leto

Rusia y Francia

Dirección: Kirill Serebrennikov

Género: musical

Traduce y subtitula: Begoña Ballester-Olmos

 

Se trata de un peculiar musical ambientado en un verano de principios de los años 1980 en Leningrado, con el rock underground de la ciudad en plena efervescencia. La historia se centra en la relación entre un joven músico llamado Viktor Tsoï que trata de hacerse un hueco en la escena musical, su ídolo Mike y su esposa Natacha. Juntos se convertirán en pioneros del rock ruso con la formación del Club de Rock de Leningrado y la grabación del primer álbum de la banda Kinó, 45.6​.

Matangi / Maya / M.I.A.

Reino Unido y EE. UU.

Dirección: Steve Loveridge

Género: documental musical

Traduce y subtitula: Rocío Broseta

 

Todas las caras de M.I.A. (cantante, cineasta, emigrante y, sobre todo, mujer comprometida políticamente) se recogen en este documental que repasa dos décadas de su vida y que muestra una selección de entre casi 700 horas de vídeos caseros de lo que fueron la infancia y la adolescencia de la artista desde que llegó emigrada a Londres.